Archivo por meses: noviembre 2016

¿Cómo funcionan los anticonceptivos de emergencia?

anticonceptivo_emergenciaTambién conocida como la píldora del día después, los anticonceptivos de emergencia se indican para la prevención del embarazo cuando una pareja ha tenido relaciones sexuales sin protección o cuando ésta ha fallado, como es el caso de un condón roto, o un diafragma fuera de lugar, cuando a la mujer ha olvidado tomar su pastilla anticonceptiva regular, entre otras situaciones.

 El anticonceptivo de emergencia funciona previniendo el embarazo de igual manera como lo hacen las pastillas anticonceptivas regulares, es decir, inhiben o demoran la liberación del óvulo de los ovarios de la mujer e impiden que el espermatozoide lo fertilice.

 La píldora de emergencia se puede tomar hasta 5 días después de una relación sexual desprotegida, sin embargo su funcionamiento será mejor si se toman dentro de las primeras 24 horas después del sexo. Pero su uso no debe hacerse rutinario, pues la pastilla pierde efectividad cuando se toma muchas veces.

 Cualquier mujer puede tomarla, sin embargo se recomienda abstenerse de su uso si es que hay sospecha de embarazo o si la mujer tiene sangrado vaginal por razones que se desconocen, lo mejor será consultar con un ginecólogo sobre cuál es el mejor paso a seguir.

Efectos secundarios del anticonceptivo de emergencia

-          Alteraciones en el sangrado menstrual

-          Fatiga

-          Dolor de cabeza

-          Náuseas y vómitos

También es importante recordar que las píldoras de emergencia solo protegen contra el embarazo, pero no tienen injerencia en la prevención de enfermedades de transmisión sexual como el SIDA y otras enfermedades contagiosas, éstas sólo se pueden prevenir utilizando un condón, y también mediante la abstinencia.

Las píldoras que se utilizan contienen el componente levonogestrel y etinilestradiol, dependiendo de la cantidad del medicamento que venga en cada píldora, se deberán tomar 1 o más pastillas hasta completar la dosis adecuada.

 

Cómo surgieron las joyas

joyasIndispensables en muchas ocasiones, las joyas son accesorios que ayudan a traer belleza y pueden tener muchas formas de uso y significados alrededor del mundo. Por eso, además de la estética, las joyas han sido parte importante en distintas culturas, e incluso han ayudado a comprender fenómenos, épocas y la evolución de nuestra sociedad.
En su historia, el hombre casi siempre ha poseído la necesidad de ocupar adornos y sus vestigios son encontrados que desde del comienzo de la historia humana. Muchas de esas antiguas “joyas”, eran hechas con diferentes materiales, como por ejemplo huesos, dientes de animales y humanos, conchas, piedras y maderas, sus fines eran transmitir desde status y el poder, hasta la mística.

La historia de esos bellos adornos
Las joyas trabajadas con técnicas más delicadas también empezaron a ser desarrolladas muchos años atrás, por las manos del pueblo Egipcio. Aros, collares, pulseras, entre otros accesorios, hacían parte de la vestimenta de ese pueblo, que con ellas representaban misticismos y los símbolos de su sociedad. Otra gran función era la protección contra enemigos, animales y malos espíritus.
Tiempos más tarde, en la Edad Media, las joyas ganaron un mayor impulso de producción pues fueron tomadas por las empresas de orfebrería. Su simbolismo también comenzó a ser más importante por cuenta de la religión, el Estado y la división de clases.
De esa forma, podemos concluir que las joyas en cada período fueron valoradas, respetadas y utilizadas de diversas formas y con diferentes fines. Además de ser un elemento cultural a ser preservado por muchas civilizaciones, las joyas fueron responsables por integrar las características de muchas personas importantes para la historia de la humanidad que conocemos.
Más allá de la estética y del lujo, la joyería realizó distintas funciones dentro de la sociedad antigua y contemporánea, lo que demuestra su papel importante en la formación socio-económico del mundo.