Archivo de la etiqueta: higiene intima

La higiene correcta después de las relaciones sexuales

Pocas veces hablamos de los cuidados que debemos tener después de las relaciones sexuales. No estamos hablando de lo básico como la utilización de anticonceptivos o el uso de preservativos para evitar enfermedades o un posible embarazo, estamos hablando de qué hacer después del acto. cama2

Bañarse

El primer y más común hábito femenino es ir relajarse en un baño caliente y lavar todo el cuerpo incluyendo la región íntima, pero es ahí donde cometemos el primer error. Después del acto la sensibilidad de la piel y de la mucosa aumenta lo que hace que el jabón usado convencionalmente venga a generar irritación, sequedad e incluso una reacción alérgica.

La vagina es un área autolimpiante, que se responsabiliza por eliminar algunas posibles bacterias que pueden surgir en la región debido al contacto de los órganos. Lo indicado es lavar la región sólo con agua corriente.

Hacer pis

Como ya se ha dicho, el contacto de los órganos puede traer bacterias a la parte interna del cuerpo femenino lo que puede generar una infección urinaria. La forma más eficaz de evitar el problema es vaciar la vejiga en, como máximo, una hora después del acto.

Baño de bañera

Se volvería cansado citar de nuevo las bacterias del contacto, pero en un baño de bañera, además de esas bacterias, todavía podemos contraer otras. Si, la exposición de los dos cuerpos en el agua caliente puede contaminar aún más la región que, después del acto, además de ser más sensible, está más expuesta debido a los estímulos.

Permanecer con lencería

La comodidad de una cama europea king o de dos plazas puede parecer el ideal para relajarse. Sin embargo, muchas permanecemos acostadas con la ropa íntima, sea por un largo período después del acto al mismo tiempo para dormir. Las de materiales sintéticos, que son estéticamente hablando más bonitas e incluso más sensuales imposibilitan el área de respirar, lo que por un largo período de tiempo es necesario pues la región permanece húmeda y en Una temperatura más elevada, lo que se ahoga se vuelve más propicio para generar hongos.

Toallitas humedas para bebés

Pequeños villanos que no son tan inusual como parecen, las toallas humedecidos son una opción de limpieza íntima para muchas mujeres que se olvidan de la composición perjudicial. Normalmente, la limpieza parece más rápida y eficaz evitando un largo baño, pero esa “rapidez” puede generar una irritación similar o incluso peor que nuestra primera sugerencia sobre jabones. La composición es básicamente con alcohol, perfumes y aceites, haciendo que la mejor manera para una situación de emergencia sea el uso de papel higiénico, aunque sea algo simple, absorbe con facilidad, en casos de necesidad se puede humedecerlo con un poco de agua tibia.

Consejo extra: acordar siempre de higienizar el local, sea una cama europea king, un colchón, entre otros.