Archivo de la etiqueta: parto

Cómo cuidar de la cicatriz de la cesárea

Uno de los miedos de las mujeres que optan o necesitan hacer una cesárea en el momento del parto, es la cicatriz.

Cuando hablamos de intervenciones quirúrgicas, las señales que ellas pueden dejar en nuestro cuerpo es un punto importante, así como los cuidados para recuperarse de ellas de la mejor manera posible. Pregnancy

Aprenda como cuidar de la cicatriz de la cesárea de la forma adecuada para una buena recuperación:  

1. Mantenga el reposo durante al menos 15 días

Las primeras semanas serán las más importantes para la cicatrización. Además del corte de la cesárea, tu útero volverá al tamaño normal.

2. Cuide el corte

Limpie la región del corte sólo con agua y jabón y no olvide mantener el lugar bastante seco después del lavado. No utilice ningún tipo de crema sobre el corte.

3. Escuche las señales de su cuerpo

Entre 15 días y un mes después de la cesárea, la mujer ya puede reanudar algunas actividades sencillas como conducir. Sin embargo es muy importante estar atenta a las señales del cuerpo. El dolor, por ejemplo, es el freno de nuestro cuerpo, sirve para mostrar que usted ha llegado al límite y su organismo todavía se está recuperando.

4. Espere a volver a las actividades físicas

Con un mes ya puedes comenzar a hacer caminatas, pero espere entre 2 y 3 meses para practicar ejercicios abdominales, ya que la parte del músculo que fue cortado tarda más tiempo para cicatrizar. Su médico le informará acerca de cuando puedes hacer cada una de estas actividades, cada mujer puede tener una recuperación diferente.

5. Cuidado con el sol

No tome el sol en la región de la cicatriz durante al menos 6 meses. De lo contrario, puede quedar con una coloración muy oscura.

6. Observe cambios en el corte

Si en los primeros días después de la cirugía, usted nota que la piel alrededor del corte está hinchada, rojiza o caliente y eliminando algún tipo de secreción, o si tiene fiebre y se da cuenta de que el dolor, en lugar de disminuir, está aumentando cada día, busque inmediatamente ayuda de su médico.

La importancia del plan de parto para la maternidad

plan_partoEl plan de parto es un documento en el que la gestante registra sus voluntades y preferencias para cada etapa del nacimiento del bebé. La elaboración de un plan de parto es recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El plan de parto puede ser hecho en forma de carta o en el formato de lista, con las preferencias de la gestante en relación a la atención del parto, sea él hospitalario o domiciliario.

El nombre del acompañante, de la doula  y de todo el equipo, procedimientos médicos a los que la gestante no desea someterse sin previo aviso, indicaciones de posiciones que quisiera adoptar durante el trabajo de parto, entre otros , son los ítems que las madres más listan en sus planes de parto.

Cada mujer, parto y gestación son únicos. Por lo tanto, el plan de parto también debe ser único, ya que lo que es agradable para la maternidad de una mujer puede no ser para otra.

De forma resumida, estos son los elementos indispensables para que este plan resulte a la perfección:

• Dónde debe suceder
• Quién asistirá a la parturienta (médico,enfermera)
• Quién estará presente (compañero, amigos, familiares, terapeuta)
• Consideraciones sobre monitoreos, métodos de inducción de parto, medicamentos para manejo del dolor y sobre episiotomía.
• Cómo se pretende administrar el parto: libertad de movimiento, alimentación, ingestión de líquidos, baños, masajes, entre otros
• Uso de materiales como aparatos de sonido, aceites esenciales, o lo que se desee llevar a la habitación
• Cómo debe ser el tratamiento del bebé después del parto (contacto, lactancia, procedimientos iniciales y vacunación)

La elaboración del plan de parto, además de documentar todas las orientaciones de la gestante, hará reflexionar profundamente sobre sus deseos y dudas cuanto a la maternidad, promoviendo más seguridad y confianza el momento decisivo.

 

Parto prematuro: Conozca las causas y las maneras de evitarlo

parto_prematuroUn bebé que nace antes de la semana número 37 es considerado un bebé prematuro, el que si no es cuidado apropiadamente corre el riesgo de ser discapacitado, o morir.

Ahora bien, ninguna madre quiere que su hijo nazca antes de la fecha programada, es por ello que si usted está embarazada debe estar atenta a las señales que advierten un problema para poder acudir al médico lo antes posible y estar preparadas antes del parto.

1-Sangrado vaginal que se caracteriza por ser rojo y brillante

2- Tener una secreción espesa y mucosa con sangre

3- Líquido que sale en gotas o en chorro

4- Sentir contracciones con lumbago

5-Presión en los muslos o la ingle

6- Tener cólicos en el abdomen

7- Si tiene más de cinco contracciones por hora, o irregulares y muy dolorosas

Principales causas

Por lo general no se ha determinado una causa del parto prematuro, no obstante es habitual que ciertas afecciones incrementen el riesgo de padecerlo, como lo son:

-Presentar sangrado en el primer trimestre

-Tener demasiado líquido amniótico

-Cuando la madre padece de hipertensión arterial

-Cuando existen infecciones de la madre o de las membranas que rodean al bebé

-Estar embarazada de gemelos

-Haber tenido un parto prematuro anteriormente

Además de que la madre tenga opciones de vida como consumo de drogas como cocaína o anfetaminas, cigarros, padecer de estrés psicológico o físico en un nivel alto u obesidad.

¿Cómo evitar un parto prematuro?

Para poder estar con una salud apropiada es necesario el cuidado prenatal porque reduce enormemente el riesgo de tener al bebé con mucha anticipación, y para ello es recomendable que coma alimentos saludables, que visite regularmente a su médico a lo largo de todo su embarazo, y que cuide su salud tanto física como mental porque debe recordar que todo influye en el bebé.

 

Partos alternativos: Conozca las distintas formas de nacer

parto_alternativoSi estás embarazada o quieres estarlo, debes saber que existe una gran variedad de partos que puedes escoger para tener a tu bebé. Y si bien es un proceso difícil, es importante que conozcas las distintas técnicas que existen para que puedas traer al mundo a tu bebé en las condiciones que más te acomoden.

Tipos de parto

1- El parto natural es el que no interfiere en lo absoluto con la madre ni el feto, pues no existen medicamentos de por medio, y por ende sus riesgos son mínimos. Este se realiza mediante la intervención del médico que examina la madre y diagnostica los latidos del corazón del bebé, la intensidad y la frecuencia de las contracciones. Esta opción es muy beneficiosa para la relación entre madre e hijo, porque permite un contacto inmediato entre ellos, lo que intensifica su autoestima, además de aumentar la capacidad de entregar amor y de relacionarse con el resto en el futuro.

2- El parto normal  con anestesia corresponde al que el bebé nace por la vagina de la madre, pero con la ayuda de anestesia y medicamentos para disminuir los dolores del parto. Esta técnica se utiliza dependiendo de las circunstancias de cada paciente, y por sobre todo con la aprobación del médico.

3- Parto en el agua es una variante del parto natural porque su proceso es espontáneo, es decir que al momento en que la madre haya superado las etapas de dilatación, encajamiento y empiecen las molestias, inmediatamente se debe comenzar con la fase de hidroterapia, la que implica que el agua circule por medio de filtros a 37° de temperatura. El agua caliente permite calmar los dolores de la madre, y lo mejor es que el bebé nace completamente relajado.

4- Parto por cesárea consiste en realizar una incisión en la pared abdominal y el útero que permitirá extraer al bebé.

5-Parto en cuclillas facilita mucho la bajada del bebé, permitiendo que el proceso del nacimiento se desarrolle más rápido pues la fuerza de gravedad  ayuda a que se requiera menos puje, además de una mayor apertura de la pelvis.

 

Mujer deporte

La importancia del deporte después del parto

El deporte es vital en la vida de cualquier persona, sobre todo de las mujeres, ya que en distintas etapas de su vida, deben realizar ejercicios especiales. Una de esas etapas en donde requiere de mayor cuidado es la posterior al parto. Y es que motivos hay de sobras, ya sea para querer a volver a tener la figura con la que teníamos antes o porque estaban acostumbradas. Da igual, lo importante es no dejarlo. Esto no sólo por razones estéticas de revertir los kilos de más que hemos alcanzado con el embarazo, sino que también es muy eficiente para combatir la depresión. Eso sí, la actividad debe ser gradual y progresiva.

La cuarentena o puerperio es el tiempo que pasa desde el momento del parto hasta que se normalizan los cambios fisiológicos, que pueden esperar hasta las 8 semanas. En cuanto a la actividad física en este período, es aconsejable no realizarla si es que hubo algún tipo de complicación, pero de no ser así es altamente recomendable comenzar cuanto antes, pero con sesiones livianas para lograr rehabilitar el cuerpo.

Si el partido fue natural, esto quiere decir que sufrió una distensión en la musculatura del suelo pélvico. Esto se debe recuperar para evitar cualquier problema de pérdidas y así retomar la vida sexual sin mayores inconvenientes. Para ello se recomiendan ejercicios de contracciones en la musculatura pélvica. Otra preocupación de las mujeres tiene que ver con el abultamiento de la panza, tras tener al bebé, sin embargo, realizando los ejercicios correctos se puede recuperar la forma rápídamente.